El hombre de La bayadera (La Nación)

junio 29, 2012

El hombre de La bayadera (La Nación)

Clásica / Luis ortigoza, en el Luna Park

El hombre de La bayadera

Con su versión de la obra, el bailarín acompañará a Eleonora Cassano en su despedida

Por Néstor Tirri | Para LA NACION

Hace catorce años hubo un chico argentino que tomaba clases de «clásico» con Mario Galizzi, que luego ingresó en el Ballet del Teatro Argentino y que, apenas tres meses más tarde, tuvo la oportunidad de participar de las audiciones que hacían unos enviados del Ballet de Santiago de Chile para reclutar gente. Pero no se presentó: no le interesaba irse. Sin embargo, la compañía trasandina figuraba en su destino: los chilenos fueron a ver una clase de Galizzi y lo señalaron: «¿Cómo se llama ese muchacho?» Era Luis Ortigoza.

Hoy, a sus 42 años, Ortigoza es Primer Bailarín Estrella del Ballet de Santiago y, además, un reconocido coreógrafo. Fue en 2007 cuando la directora de ese Ballet, Marcia Haydée, consagró en el máximo rango a una pareja de argentinos, Marcela Goicoechea y Luis Ortigoza: «Para mí es un honor -anunció la legendaria ex bailarina de John Cranko- nombrar a estos argentinos Bailarines Estrella del Ballet de Santiago. Primeros bailarines hay muchos en el mundo; bailarines-estrella, muy pocos».

En esa ceremonia se anunció que el siguiente paso de Ortigoza sería completar su versión coreográfica de La bayadera, la misma que hace unos meses bailaron el brasileño Thiago Soares y Eleonora Cassano en La Plata. Ahora Eleonora volverá a asumir el rol de Nykia en esa obra, pero con el propio Ortigoza -en un doble desafío- como bailarín, en el rol de Solor. Un rasgo no menor de estas presentaciones, que tendrán lugar en el Luna Park desde hoy y hasta el domingo, y con la participación del Ballet del Teatro Argentino que dirige Mario Galizzi es que, con ellas, Cassano se despedirá de los escenarios, al menos en roles clásicos.

Mientras crece como coreógrafo, Ortigoza continúa bailando, avalado por el prestigio que le brinda una trayectoria por escenarios de todo el mundo, de Rusia a Brasil y de China a los Estados Unidos, pasando por Cuba, Hungría, Japón, Alemania y -entre otros países- Italia. De las estrellas con las que bailó, siente que la estadounidense Julie Kent (del ABT) fue su pareja ideal: «Esas complementariedades no son casuales -asegura-; ocurre entre artistas a quienes, cuando se encuentran por primera vez, les parece que han bailado siempre juntos». De las «regionales», prefiere a su compatriota Marcela Goicoechea («Ya somos como un matrimonio», dice); con ella lo vimos bailar Carmen, hace cinco años, en el Luna.

-Hay una obra de índole porteña que Mora Godoy creó para vos.

-Sí, Tanguero, con música de Mariano Mores. La idea surgió de improviso: que Mora me hiciera un solo para una gala del Festival de La Habana. Como argentino, debía bailar tango. No es obligación contar con uno en el repertorio, pero.

-. ¡pero tenés que hacerlo!

-Y. sí. En los festivales siempre te preguntan si «tenés» un tango. Así bailé Tanguero en Miami, en distintas ciudades de Europa y, por supuesto, en Chile.

-¿Es una apelación al compadrito?

-No, es más bien una visión moderna del porteño: jeans negros, remera negra, después me quito la remera. No hay tipismo. Sí, en cambio, toques sensuales.

-¿Qué rasgos diferenciales hay entre tu versión de La bayadera, la que bailarás con «Ele», respecto de otras como, por ejemplo, la de Makárova?

[Suspira] -Me resistí a abordar esta obra porque, para ser mi primera coreografía, era algo monumental. Pero Marcia [Haydée] insistió y me tiré a la pileta. Antes de ensayarla trabajé un año en la concepción; el objetivo era agilizarla. Decidí hacerla en dos actos, pasar del Reino de las Sombras al templo. Y para dar más intervención a los hombres agregué dos danzas masculinas.

-Cómo es tu relación con Eleonora?

-Antes habíamos bailado juntos Cisne negro y Tchaikovsky pas de deux, hace un tiempo. Nos conocemos desde hace mucho, pero no tuvimos la suerte de coincidir en actuaciones. Pero para mí es muy gratificante que, para retirarse, haya elegido mi coreografía y, además, que me convoque para acompañarla en el personaje de Solor.

PARA AGENDAR
La bayadera: con el Ballet del Argentino y la Orquesta Académica de Bs.As. Luna Park, Corrientes 99. Hoy y mañana, a las 20.30; domingo, a las 18. Desde $ 70.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1485982-el-hombre-de-la-bayadera

Comentarios + Pingbacks + Trackbacks

Los comentarios se encuentras cerrados.