“Del amor y de la identidad” – Ceremonia Secreta en Clarín

agosto 25, 2011

“Del amor y de la identidad” – Ceremonia Secreta en Clarín

Del amor y de la identidad

Entrevista. Oscar Barney Finn y Soledad Fandiño. Director y actriz de “Ceremonia secreta”, adaptación de la novela de Marco Denevi.
20.08.2011 | Por María Ana Rago Especial para Clarín
Recién pasé por Suipacha 78”, cuenta con cierta emoción Soledad Fandiño. “La casa ya no está, pero sí la Iglesia”, señala. ¿De qué está hablando esta joven actriz? De la antigua casona en la que Marco Denevi el autor hace transcurrir los hechos principales de su breve novela Ceremonia secreta. El viernes se estrenará por primera vez una versión teatral de esta cautivante obra literaria, que sí tuvo sus versiones en cine y TV.
“He leído varias veces la nouvelle, porque en algún momento quise hacerla para la tele, aunque finalmente no se concretó”, repasa Oscar Barney Finn, autor de la versión teatral y director de la puesta que subirá a escena en el Margarita Xirgu. “Marco (Denevi) se entusiasmó mucho cuando hice para cine De la misteriosa Buenos Aires -sobre cuentos de Mujica Láinez-, y quería que hiciera algo para la televisión sobre alguna obra suya”, recuerda Barney, de amplia trayectoria en cine, teatro y TV. Pero quedó sólo en un deseo compartido.
“Denevi nunca llegó a estar contento con la versión cinematográfica de Ceremonia secreta”, confiesa Barney Finn. “Yo, que fui un lector muy meticuloso de esa nouvelle, me di cuenta en qué no estaba de acuerdo y tenía toda la razón. Porque George Tabori en su guión fabrica un padre violador de Cecilia; entonces la historia tiene la apariencia de la nouvelle, pero nada más. Y además, le da un toque lésbico a la relación entre Cecilia y Leonides, que no tiene nada que ver”, asevera el director sobre el filme de 1968, protagonizado por Elizabeth Taylor y Mia Farrow, dirigido por Joseph Losey“.
Para Soledad, el teatro es un terreno que aún no ha transitado mucho. Fue Alicia, en Alicia en el País de las Maravillas, e hizo una gira por el interior, junto a Arnaldo André, con Quedate a desayunar, dirigidos por Rodolfo Bebán. “Estoy dando mis primeros pasos”, asevera. Llegó a este elenco por un casting. “Había leído Rosaura a las diez en la escuela y cuando supe que iba a hacer Ceremonia secreta, releí esa obra y leí muchas otras de Denevi, y sobre su vida”, dice Fandiño, que estudia actuación con Raúl Serrano.
Ceremonia secreta cuenta la historia de Leonides Arrufat, una gris solterona que una mañana, en una visita que hace al cementerio de la Chacarita, se encuentra con una joven que comienza a seguirla. Allí la mujer siente miedo de la extraña muchacha, pero todo cambia en el momento en que la jovencita se le acerca y le dice: “No me vuelva a abandonar nunca más, mamá”.
La nouvelle, de 1960, es atrapante, pero muy narrativa. ¿Cómo se traslada esa intriga a un escenario?
Barney Finn: No es fácil, porque hay que contar la historia de estos dos personajes, que juegan con distintas identidades hasta que logran las propias. Y cuando las logran, hacen una síntesis de esas dos vidas y Leonides se convierte en una especie de justiciera que busca venganza por mano propia.
Fandiño: Es un texto lleno de misterios, de cosas oscuras y con un tinte policial. Es contar la historia de una chica cualquiera, que vive en una casa que existió; la nouvelle da muchos datos de la realidad.
¿Toda la obra transcurre en la casa de Cecilia? ¿Cómo se cuenta el encuentro en el tranvía?
Barney Finn: Comienza en el cementerio, donde va Leonides después de liberarse de Cecilia en el tranvía. De esa escena, Cecilia, quien la siguió hasta allí, lleva a Leonides a su casa. Es todo muy minimalista, no hay acopio de muebles. Es un terreno ascético. Luego el espacio se transforma en el cuarto, para convertirse en la casa de las mujeres que vienen a robar, vuelve a ser la casa de Cecilia y, finalmente, el velatorio. El final es muy simbólico.
Por lo que señaló, supongo que no hay insinuación sobre una relación lesbiana entre estas mujeres.
Barney Finn: Nada. Es un juego de opuestos, donde Cecilia se transforma en el amo de Leonides y ella en su servidor.
Soledad, ¿qué te impacta más de tu personaje?
Fandiño: Que además de imaginar que Leonides es su madre muerta, también siente que ella era un reflejo de su madre. Y cuando pierde a su madre se pierde a ella misma. Y el encuentro con Leonides le permite reencontrarse con su esencia. Denevi la presenta como una extranjera perdida que no sabe cómo volver a su casa.«

Comentarios + Pingbacks + Trackbacks

Los comentarios se encuentras cerrados.