“Hasta en la China” – Iñaki Urlezaga en Clarín

agosto 30, 2010

“Hasta en la China” – Iñaki Urlezaga en Clarín

30/08/10

Iñaki Urlezaga se presentó en la Expo Shanghai El bailarín argentino fue ovacionado por más de 1.200 personas en la presentación del espectáculo “Tango”, que tuvo lugar ayer. “Clarín” presenció el impactante show y habló con el bailarín de la experiencia.

PorMiguel Frías
SHANGHAI. Enviado Especial

ROJO SHOCKING El bailarín argentino presentó el espectáculo “Tango”, que incluye piezas de Astor Piazzola, Juan D’Arienzo, Gustavo Santaolalla, Néstor Garnica y Waldo de los Ríos, entre otros. Junto a su Ballet Concierto y la Orquesta Filarmónica de Shanghai.

Digámosle a Iñaki Urlezaga “El Caballero de Shanghai”. Ayer, en el Red Hall del Expo Center, un teatro imponente, gigantesco y rojo como le cuadra al estilo comunista, deslumbró a 1.200 espectadores chinos con Tango , junto a su Ballet Concierto. Fue en la Expo Shanghai 2010. Pero el vínculo del bailarín platense -que es hincha de Estudiantes y tiene a la hija de Alejandro Sabella en su ballet- con esta ciudad comenzó hace más de una década, cuando inauguró el Gran Teatro. “La gente hablaba por celular, comía, se paraba, salía, entraba. Un caos. La cultura era muy localista. Ahora el público chino se fue profesionalizando”, dice.

Lo de anoche estuvo a años luz de aquel día de masticaciones ruidosas y teléfonos estridentes. Devoción silenciosa durante cada cuadro. Mucha cámara fotográfica y filmadora, es verdad; una por persona: el prisma asiático para ver el mundo. Y esa ovación final: la multitud de pie, a palmas (también) rojas; Iñaki, emocionado, extendiendo su brazo derecho hacia la Orquesta Filarmónica de Shanghai, que había hecho maravillas desde el foso: con Astor Piazzola, con Juan D’Arienzo, con Gustavo Santaolalla, con Néstor Garnica, con Waldo de los Ríos. “Trabajamos cada partitura a la distancia, desde principios de este año. Nunca había hecho un espectáculo totalmente argentino, nunca me lo habían pedido. Pero la Secretaría de Cultura de la Nación me hizo esta propuesta por el Bicentenario y acepté. Quería representar al país. Y hacer algo diferente”.

Iñaki acaba de danzar una fusión de tangos, zambas, un escondido, hasta un gato. Con ropa de guapo, de milonguero; o con faja de gaucho y pañuelo al aire. “Pero vos me ves y soy un danzarín clásico. La ropa y la concepción de este espectáculo también lo son. No puedo alejarme del todo de lo que soy: no podría. Igual, he absorbido bastante tango y folclore, y acá lo vuelco en coreografías con una concepción contemporánea, ecléctica. No hago algo de salón. No soy Nelly Omar, aunque me encanta verla con el poncho. El tango lo conocí a través de Piazzola, cuando me fui a vivir a Europa. Nos pasa a todos los emigrantes jóvenes. Con Piazzola, estés donde estés, volvés a Buenos Aires”.

Es cierto: escuchar a Piazzola conmueve siempre. Pero escucharlo a 20.000 kilómetros de Buenos Aires, rodeado de fanáticos con los que resulta imposible cualquier comunicación verbal, estremece. Y más con estas coreografías que Urlezaga también presentó, siempre en el marco de la Expo Shanghai, el sábado en el American Square Garden, y que hoy volverá a presentar, en el pabellón argentino. “Estamos tan lejos del país… Cuando llegás a China estás anulado. Le mandás órdenes al cuerpo y no responde. Este viaje es mortal, es dar la vuelta al mundo. Estoy acostumbrado a hacerlo, pero el físico y la mente no te dan; no es natural”.

Otro de sus viajes demoledores fue el año pasado, cuando bailó y fue premiado en el Festival Internacional de Arte de Shanghai. “Te juro que no recuerdo cuántas veces bailé acá. Muchas. Viajo tanto que olvido los lugares en que estuve. Para preservar mi parte emocional vivo en el presente, olvido lo que hice ayer. Y no recorro las ciudades de un modo turístico. A lo sumo, cuando tengo un día libre, me pierdo entre la gente del lugar. Así conozco”.

A pocos metros del hotel de Urlezaga, hay una plaza en la que matrimonios maduros negocian los casamientos de sus hijas. Un hombre, red en mano, persigue a un pescado enorme que saltó de un cajón nada por la zanja. Otro hombre, con este calor y humedad de sauna, se quita los pantalones del traje y camina en boxer, medias negras y zapatos a tono. Unos 20 millones de habitantes, en una megaurbe de neón: opulencia financiera y retratos de Mao; automovilistas millonarios y ciclistas en musculosa; negocios de marca e hipermercados truchos, “Saladitas” gigantes.

Iñaki, que se sacrifica todo el día, sigue al margen, hablando de su carrera. “Nunca pienso en el retiro (tiene 33 años). Sí me imagino viviendo junto al mar. En la danza, a cierto nivel, sos esclavo de lo que hacés. A la mañana, yo no termino de cepillarme los dientes y ya estoy haciendo pilates. Soy riguroso, no obsesivo. No estoy harto de lo que hago. Pero me gustaría tener tiempo para saber qué es una vida cotidiana. La anhelo. Mejor dicho, me gustaría probarla. Como nunca la tuve, tal vez me decepcione, me dé cuenta de que es espantosa. Pero la verdad es que hoy puedo seguir porque sé que algún día voy a tener otra vida”.

Mientras tanto, sigue bailando y recibiendo elogios: por su virtuosismo técnico, por su presencia escénica, por su talento. “La experiencia de hacer Tango fue muy fuerte; y el esfuerzo, muy grande, muy costoso -concluye-. Por eso, me daría ganas de seguir haciéndola. No quiero que la disfruten los chinos y nada más. Aunque tengo que decir que ellos son, ahora, un público maravilloso. Tienen un gusto más amplio que antes, cuando sus fronteras estaban más cerradas”.

http://www.clarin.com/espectaculos/China_0_326367505.html

———————–

Cambio y apertura

30/08/10

PorDiego Lerer

A lo largo de más de una década, el cineasta Jia Zhang-ke ha ido retratado los cambios que se han producido en China a partir de la apertura económica y cultural. En filmes como “The World”, Jia deja en claro que esos cambios tienen un costo y representan un sacrificio para millones de chinos. A la vez, en “I Wish I Knew”, la reciente película que hizo para retratar la historia de Shanghai a lo largo de más de un siglo, el realizador pinta de manera optimista los cambios que se han producido en esa ciudad. Entre una visión y la otra, debe estar la realidad.

————–

El pabellon argentino en la expo: de Borges a Gardel

30/08/10

clarin2

TANGO ARGENTINO EN CHINA URLEZAGA SE LUCE BAILANDO TANGOS ANTE 1.200 ESPECTADORES CHINOS QUE SE DELEITARON CON SUS MOVIMIENTOS. HOY VOLVERÁ A PRESENTARSE EN EL PABELLÓN ARGENTINO.

Expo Shanghai 2010, una megaexposición con pabellones de distintos países (240 naciones y entidades participan en esta edición), comenzó el 1° de mayo y terminará el 30 de octubre. El predio, de 500 hectáreas, con edificios de arquitectura exótica y variada, da cuenta de la cultura de cada país. Unos 500.000 chinos -enfervorizados, reventando los micros de la organización- recorren la muestra, casi inabarcable, por día. La Argentina cuenta con un stand en el que se promocionan su arte, sus paisajes, sus productos y su historia.

Entre orfebrerías que reproducen objetos de Eva Perón (de Marcelo Toledo); fotos de Borges, Maradona, Mercedes Sosa o Gardel; imágenes de los mejores lugares turísticos del país; vinos, alfajores y otros manjares, ahí se presentaron distintos artistas, como Juan Carlos Baglietto y Lito Vitale, Liliana Herrero y Juan Falú, Raúl Barboza, Pedro Aznar, Peteco Carabajal, el Sexteto Mayor, la Selección Nacional de Tango y el Chango Spasiuk, que hizo bailar a los chinos a puro chamamé en los últimos días.

Luego de las tres presentaciones de Iñaki Urlezaga, que hoy bailará en el escenario del pabellón nacional, pasarán por allí Guillermo Fernández, Rodolfo Mederos, el Dúo Coplanacu y Javier Malosetti, entre muchos otros. Los visitantes chinos, que entran de un modo incesante, se fotografían junto a una gran bandera de la Argentina, colgada desde el festejo del Bicentenario y, además, entran en un cine teatro donde se proyectan filmes nacionales con subtitulado al chino. Algunas de ellas son Aniceto , de Leonardo Favio, y Tiempo de valientes , de Damián Szifrón.

Esta es la 46° edición de esta feria, que ya se hizo en distintos lugares del mundo.

————————–

Iñaki y la gira interminable

30/08/10

Iñaki Urlezaga volverá a presentarse en Buenos Aires, con La Traviata , del 11 al 14 de noviembre en el Teatro Coliseo, donde lo acompañarán la Sinfónica Nacional y el Ballet Concierto.

Posteriormente, el 19 y 20 de ese mes, hará Suite Porteña , en el mismo teatro, junto con la Camerata Porteña y el Ballet Concierto. Antes, durante septiembre y octubre, realizará una gira a través de México, que se extenderá a lo largo de tres semanas, en las que presentará Carmina Burana .

Allí se presentará siempre con su ballet y con la Sinfónica de Veracruz. Tras su paso por México, Urlezaga viajará a Miami y a Nueva York con un programa clásico, que incluirá, entre otras piezas, Carmen, Don Quijote y El combate .

Pregunta: ¿en algún momento descansará?

Comentarios + Pingbacks + Trackbacks

Los comentarios se encuentras cerrados.